Por: Lizbeth Agüero | Comunicación CANABUS

Conservación de la biodiversidad del San José Rural

La Municipalidad de Mora administra los intereses de una población del San José rural, ubicada al oeste de esta provincia, su extensión territorial abarca 163 kilómetros cuadrados divididos en 7 distritos, de los cuales solamente el centro del distrito Colón, ha desarrollado un centro urbano, confirmando así su condición de ser un cantón, en su extensión territorial, mayoritariamente rural.

Además, a esta ruralidad se suma la presencia de tres zonas protectoras del SINAC (Sistema Nacional de Áreas de Conservación), a saber: Cerros de Escazú, El Rodeo y Quitirrisí, esta última zona además es territorio indígena huetar. El cantón de Mora cuenta también con un sistema hídrico importante constituido por numerosos ríos y nacientes que proporcionan el suministro del agua potable a la población rural del cantón por medio de 14 ASADAS (Asociación Administradora de Acueducto Rural) que operan a partir de captaciones de agua subterráneas y superficiales.

En contraste con lo esperado en este marco de ruralidad y de conservación de la biodiversidad al contar con un 43% de su territorio bajo la administración del SINAC, se observa el cambio de uso del suelo de aptitud forestal, al margen de la tutela del ambiente del MINAE y del ordenamiento territorial de la municipalidad, realidad que ha motivado el plantear desde la Unidad de Gestión Ambiental, un proceso de mejoramiento continuo del entorno para sus habitantes y visitantes, por medio del Proyecto Mora en Flor, el cual se propone llevar a cabo la recuperación del bosque propio de su región, y desarrollar espacios públicos con los múltiples beneficios que nos dan los árboles y la vegetación ornamental de gran belleza y variedad con la que cuenta nuestro país.

Es así como por medio de la construcción,  equipamiento y operación de un vivero forestal y ornamental municipal, se obtendrá la materia prima para hacer realidad la idea inicial denominada como Mora en Flor, una frase que nos remite a la conservación de la biodiversidad y su belleza, por medio de la recuperación de la vegetación propia de nuestra zona.

Mora en Flor: Beneficios

Mora en Flor propone la recuperación y mejoramiento de espacios naturales como el área de protección de ríos, quebradas y manantiales, en resguardo del recurso hídrico. Por otra parte se encuentran los terrenos privados, y los terrenos que son patrimonio natural del Estado, que por diversos motivos deben ser intervenidos para recuperar su cobertura vegetal, así como los parques, espacios públicos a cargo de la municipalidad, que constituyen  elementos fundamentales para los centros de población por cuanto, bajo un correcto diseño, mantenimiento y seguridad, propician la sana convivencia y el esparcimiento al aire libre de las personas de todas las edades, colaborando así en la creación de vínculos sociales y a su vez de la sociedad con la naturaleza.

Como vemos los beneficios que nos brindan los árboles son numerosos, algunos más específicos que podemos señalar son: el satisfacer necesidades de esparcimiento al aire libre como hacer caminata o campismo, fortalecer la interacción naturaleza sociedad, equilibrar la proporción infraestructura / áreas verdes, mejorar la estética del paisaje, propiciar la inspiración y la recreación, ocultar panoramas indeseables, pueden constituirse en barreras rompe viento, y amortiguar las ondas de sonido, colaboran con el mantenimiento del equilibrio micro-climático, aspecto que adquiere cada vez mayor relevancia en su relación con el cambio climático, así como por producir aire limpio y fresco proporcionando oxígeno y sombra que mantiene de manera naturalmente fresca la ciudad, también retienen la contaminación atmosférica al capturar y almacenar carbono presente en el aire, mejoran la infiltración del agua de lluvia y disminuyen su evaporación, disminuyen la erosión del suelo, y brindan alimento, abrigo y protección a la fauna, por lo que las áreas de protección de los ríos se convierten en corredores biológicos al permitir su desplazamiento a diferentes fuentes de alimento y el intercambio genético entre sus poblaciones.

No es casualidad entonces que la municipalidad esté llamada a promover el desarrollo físico espacial armonizado con las actividades económicas, el aprovechamiento – racional y sostenible – de los recursos naturales y la conservación del ambiente para el bienestar de la población (Art. 28 Ley Orgánica del Ambiente N° 7554).

Mora en Flor: Sello carbono neutral

Nuestro país nos ha lanzado el reto de convertirnos  en “carbono neutral”, en el año 2021, lo que significa estar en la capacidad de remover de la atmósfera tanto carbono como el que producimos entre todos, al menos por transporte somos responsables del 46% de las emisiones de CO2 que se producen en Costa Rica.

El proyecto Mora en Flor abre una excelente oportunidad para el sector privado, incluyendo claro está al Sector Transporte, para que financiando aspectos de diversa índole, como por ejemplo, en infraestructura, equipamiento, insumos agrícolas, semillas,  actividades de siembra, mantenimiento, asesoría, entre otros, puedan mitigar y compensar parte de sus emisiones de carbono.

Es una oportunidad también para el sector público, como por ejemplo otras municipalidades que por sus características territoriales no están en capacidad de compensar sus emisiones, pensamos en cantones altamente urbanizados, con mucha actividad comercial, los cuales pueden ser un aliado para Mora en Flor y dar un paso más hacia la carbono neutralidad del país.